Subscribe:

26.10.12

No soy magnánima

Aviso que ejerceré toda mi misantropía, resentimiento, intolerancia y ganas de chingar disponibles a esta hora.

Dice el caballero heterosexual, desde la superioridad que le confiere su virilidad, esa que va marcando cada vez que nos habla a los demás con tono golpeado, esa que refrenda cada vez que le dice puñal al compañero de trabajo flaquillo al que nadie respeta, esa que para nada pone en duda cuando evidencia sus ganas de ser chismoso al insinuar, presumiendo, que otro compañero machito (muy chamaco) ha cogido con varias compañeras.
Dice, pues, desde su superioridad innegable:
"Imagínate a dios bendiciendo eso (en referencia a una supuesta boda entre mujeres)".

Yo me imagino que si dios, el que sea, la que sea, los que sean, no son capaces de bendecir una relación basada en el amor, por qué chingadas madres le van a andar bendiciendo a él su amor de gorila con aliento a caca. Eso, con perdón, no es de dios.

0 000 comentarios: