Subscribe:

15.8.12

Fuerza centrípeta

Los dientes, la lengua suben y bajan, van de los labios al pecho a la oreja al cuello a la espalda a los muslos a los labios, ruedan, viajan, caminan, se precipitan en todas direcciones, pero cada movimiento, de alguna manera, llega a ese centro que palpita.
O a ese otro centro que palpita.

Ese centro al que ya voy, ese centro al que ya vengo.

0 000 comentarios: